Problemas comunes en revestimientos cerámicos

Publicado en: Noticias | 19 agosto, 2021

Las losetas cerámicas son placas de poco espesor, utilizadas para el revestimiento de pisos y muros. 

Se fabrican a partir de composiciones de arcillas, minerales y agua, que se someten a un proceso de molido, prensado, secado y finalmente, horneado. Éstas pueden ser esmaltadas o no, su resistencia a cambios de temperatura, agentes químicos y biológicos, así como la dureza de las piezas, repercuten en su durabilidad en cualquier edificación.  La industria cerámica ha evolucionado, desarrollando nuevos materiales y técnicas que ampliaron considerablemente las opciones de revestimiento; ofrecen hoy en día muchas ventajas, no obstante, nos encontramos a diario una serie de patologías en los recubrimientos de este tipo, que terminan en una loseta fisurada o rota.

Los problemas más comunes en revestimientos cerámicos de pisos y muros, son las losetas desprendidas o fisuradas.

Identificar la causa del daño es importante para prevenir un problema mayor. Existen diversos tipos de factores que intervienen; por ejemplo, los defectos de coloración, ya sea por una elección incorrecta del adhesivo o del material aprobado para las juntas. Puede suceder también que el espesor de la capa adhesiva no fue el adecuado, o no cubrió la pieza en su totalidad.

Cuando las losetas no se remojaron antes de ser colocadas, provoca que las pieza absorba el agua del mortero, y éste al fraguar, pierda resistencia. De igual forma si no se respetaron las especificaciones para la junta mínima entre losetas, se levantarán por efecto de temperatura y contracción.

Los cerámicos esmaltados, ya sean de mono o bi-cocción, pueden presentar patologías por fallas de fábrica. Por ejemplo que el esmalte se quiebre como un vidrio roto, o simplemente se desprenda. La forma de prevenirlo, es verificar en el momento de la colocación, que el esmalte no tenga craqueleado, ni burbujas. Es importante saber que las losetas económicas presentan alta porosidad, lo que provoca que con el paso del tiempo se generen filtraciones.

Hay que considerar que los edificios presentan asentamientos conforme pasa el tiempo.

Ya sea por movimientos en las placas tectónicas, o por el comportamiento natural de los materiales; esos ligeros movimientos y my normales, generan tensiones en la zona de unión entre el soporte y el recubrimiento, causando fisuras en las losetas, claro, si están correctamente adheridas al soporte.

Si por el contrario, la adherencia de las losetas al soporte es insuficiente, estaremos viendo el levantamiento de las mismas. Existen cuatro factores para los movimientos en nuestro soporte: movimientos por contracción del concreto, por dilatación térmica, por humedad, y por curvatura.

¡Busca más novedades y productos en nuestra edición de julio!