Nada es perfecto

Publicado en: Noticias | 13 septiembre, 2021

Una vez pasado el efecto del impacto inicial y el deslumbramiento por el lujo que evocaba su brillo, se comprobó que el porcelanato no era absolutamente impermeable.

La-platera_-Serie-Blenstone-1024x716

Debido a que tiene un porcentaje mínimo de porosidad residual, el cual puede ser suficiente como para dejar penetrar un líquido que haya quedado en suspensión por un tiempo, penetrando lentamente la pasta horneada hasta lograr mancharla. Hay que admitir que son situaciones poco frecuentes ya que si por accidente se derrama un líquido e inmediatamente se limpia, no habrá riesgos de que se introduzca en el cuerpo del piso. Pero en casos en los que el líquido permanece por un tiempo más o menos prolongado, la situación puede ser muy desfavorable.

carrelage-aspect-bois-carrelage-imitant-la-patine-du-bois

Otro inconveniente que con el transcurso del tiempo se demostró, fue el rayado. 

Toda superficie pulida, sometida a una solicitación de abrasión, va a ser inevitablemente víctima de las rayaduras que la fricción produce. El porcelanato no fue la excepción, por lo que en lugares de elevado tránsito comenzaron a manifestarse los primeros signos de agotamiento. Es necesario destacar que no se trataba de una reducción del volumen del piso, el inconveniente era más bien visual, ya que perdía su aspecto original, altamente brillante; y cuando ese es el atributo más valorado para el usuario, no hay consuelo posible. Las zonas de rayado se manifiestan en áreas de aspecto mate, que coinciden no tanto con las zonas de mayor tránsito, sino con las de frenado (la puerta, el mostrador, o la caja de un local comercial), que es el movimiento del pie que más lastima a los pisos.

Otro factor que afectó el comercio del porcelanato, y sorprendió a los fabricantes, fue que su aspecto espejado cautivó a mucha gente, mientras que otro grupo vio un efecto un poco exagerado y artificial, por lo que siguió prefiriendo la cerámica que se volcó a la imitación de terminaciones pétreas más fieles, rústicas y naturales. El porcelanato empezó a aburrir y a perder el impulso de su lanzamiento. Los fabricantes tuvieron que buscar una salida porque se encontraron con un producto costoso, que tuvo nacimiento promisorio pero que se vio estancado en ventas y desarrollo.

¡Busca más novedades y productos en nuestra edición de julio!