Hábitos y consejos para evitar la humedad

Publicado en: Noticias | 15 octubre, 2021

Queremos presentar algunos hábitos y consejos que favorecerán el estado del concreto, sin importar el tipo de estructura en la que se encuentre.

kyk-entrada-concreto-121

Para evitar los problemas de humedad en las estructuras de concreto, se pueden seguir algunos útiles consejos, con los cuales se dé un adecuado mantenimiento y se aminore la progresión del deterioro.  Es importante siempre tener claro que el deterioro aparecen en cualquier momento, y no tiene que implicar un cambio necesariamente notorio en las estructuras. Queremos presentar algunos hábitos y consejos que favorecerán el estado del concreto, sin importar el tipo de estructura en la que se encuentre.

En primer lugar, hay que reconocer los espacios con mayor riesgo de acumular humedad, tales como el baño y la cocina. Por las actividades naturales de estos espacios, la humedad tiende a acumularse con mayor facilidad; por ello, hay que tomar medidas precautorias especiales, con el fin de disminuir el impacto del agua condensada. Esto no implica cambiar el estilo de vida, sino simplemente incorporar algunas medidas para evitar que ese estilo de vida termine perjudicando las estructuras. Para ello, se deben ventilar adecuadamente estos cuartos y, de preferencia, mantener la puerta cerrada, de tal modo que la ventilación natural del espacio se esfume de manera natural, y al cerrar la puerta no se propague en el resto de los cuartos.

kyk-5-humedad

Es importante siempre tener claro que el deterioro aparecen en cualquier momento, aunque esto no tiene que implicar un cambio necesariamente notorio en las estructuras.

Por otra parte, se pueden realizar algunas medidas en el cerramiento de todo el inmueble. Por ejemplo, instalar doble acristalamiento en las ventanas es una buena forma de disminuir la humedad acumulada. Esto se debe a que las condiciones interiores del espacio se aíslan de mejor manera y se reduce el impacto del clima en el espacio exterior. Del mismo modo, es una buena idea evitar el uso de puertas o ventanas metálicas, ya que la corrosión natural en este material puede acelerar el proceso en los muros de concreto. Sin embargo, por supuesto que se pueden instalar puertas metálicas, siempre y cuando se siga un plan arquitectónico que permita esa circunstancia.

Las condiciones en los techos y los espacios exteriores también son muy importantes. Si se usan tejas para proteger los techos, hay que limpiarlas con cierta periodicidad, una vez al mes en tiempos de lluvia, y vigilar que sigan bien colocadas, pues de otro modo se puede filtrar agua a través de las estructuras de concreto. En algunos hogares se utilizan canaletas para llevar el agua al desagüe, por lo que toda esa instalación se debe revisar una vez al año, con la intención de disminuir el impacto de la humedad a través del sistema de tuberías.

Por último, hay que recordar que cualquier impacto, por mínimo que sea, puede provocar una fisura. En puertas, ventanas o incluso en los muros hay que cuidar la presencia de pequeñas grietas y resanarlas oportunamente, para evitar que se filtre la humedad a través de ellas.

doble-acristalamiento

¡Busca más novedades y productos en nuestra edición de septiembre!